Archivo de la etiqueta: Spanish language

JOSÉ MARÍA MEDINA ESTEBAN.UN POETA PARA EL CORAZÓN

dscn5319 (1)

JOSÉ MARÍA MEDINA ESTEBAN

SORIA 23:56

29/06/2013

Versos en el reverso

Bajan y suben en toda su idiosincrasia,

Los Toros,

y su mínima expresión es  una fiesta…

humilde,valiente,que me aburre,

en demasía,por similitudes de emoción,

y me queda la alegría del verso….

…y mi intelectual actividad…crea y deshace,

dando paso a la verdadera confrontación,

de Toros,caballos y personas,

de tal cremallera y artemisa,

dada su larga pero lenta distancia

con un espacio y conocimiento,

de una realidad esperada  y sencilla;

y rica en artes,que no hay sitio para nadie.

La Calavera del Diablo
La Calavera del Diablo (Photo credit: Wikipedia)

La Calavera del Diablo (Photo credit: Wikipedia)

USOS Y ABUSOS DE UN RECICLAJE ESPECIAL

Por allí llegan los toros con su bravía

consuetudinaria al paso…

…El espíritu es especial para todos,

incluso para el poeta amamantado de madre sabía.

Cada palabra,al unísono,

cada relación universal,toda disciplina,concatenada,

yuxtapuesta,a la signatura real del mundo y universo

total y poco expuesto a relacionarse con todo y para todos.

Supuesto mimetismo mental,extranjero o por parentesco,

deja a estas fiestas en el sexto lugar de todas las que pueblan

en España y en el mundo…

………Sin ton ni son:

ni están todos los que son,

ni son todos los que son…

….El Toro sardo,un “cefalópodo” de largo rabo y,

extraordinarios miembros,todo en el es rojo y negro,

su muerte horrible…su mezcla vino y sangre,

podría en otro lugar ser idéntica,

se cocina con especias,con calderos,ollas,

hasta la última tajada,

más sangre y más vino rojo;sangre  y blanco es,

como el vestido recalcitrante del payaso ya conocido,

que nunca nos ponemos y que realmente existe.

Cuando la Sangre Galopa
Cuando la Sangre Galopa (Photo credit: Wikipedia)

Cuando la Sangre Galopa (Photo credit: Wikipedia)

Español: Otra playa de Cabo Frío donde por sus...
Español: Otra playa de Cabo Frío donde por sus olas es ideal para surfistas. (Photo credit: Wikipedia)

Español: Otra playa de Cabo Frío donde por sus olas es ideal para surfistas. (Photo credit: Wikipedia)

Punta de la Polacra desde la Cala de Los TorosPunta de la Polacra desde la Cala de Los Toros (Photo credit: ferran_casarramona)

220px-Eustache_Le_Sueur_002

1239941688803_f

AmazonasFeurbach

clasicismo

IfigeniaFeurbach

regnault

NO HAY NADA QUE HACER

El baile de la banda

No tardará en llegar…

….Un cumplido deseo acabo de ver…

….En la imagen y sin embargo ya espero,

vivir íntegramente,aunque  tenga que nadar

vestido,revestido por el frío,

cruzando las aguas de un río caudaloso,

mortalmente seguro de necesidad.

…Milagro en los miembros de la ciencia…

Quise jugar con el agua al cuello y los pies.

Ya imaginaba que con los zapatos puestos

de 900 pesetas,estaba más cerca del fondo,

en un abismo concatenado de agua y lodo,

más bien espeluznante…

…Llega con mis palabras sabias… a un estado,

un estilo más filosófico y clásico,

que aún desconocen los modernistas más jóvenes,

o surreealistas más mágicos y Templarios,

clásico mundo de señores religiosos…

…El clasicismo tiene un mando de llana especulación,

pero hermoso hasta en sus lineas y trazados sumidos,

cualquier forma elucubrada será elegante,diplomática,

cultural y estecista,bello,através de los tiempos

que debemos recrear y conocer completamente,

pues lo más importante queda fielmente ya sabemos…

1190830451_f

neptuno

vasari_encabezado

AQUÍ NO HAY DIFERENCIACIÓN

Sexo en Urano,

mientras urano exista,

tristes caracteres etimológicos desconocidos.

La bestia se ha ido al fondo indocumentada,

de vida conseguible,tumefacta y tumible;

estas palabras son erróneas pero con invención,

todo se entiende si uno quiere.

…Más  que si sospechara a mi espalda y…

…sola peras, de color  negro tuyo

y de crisis consensuada,

lo mismo que ir de rosa hasta en los pendientes

que descubrí en la isla de los pájaros bobos;

por que  en ella los pingüinos se hacía al frío

y a la noche siberiana,parecían humanos con….

carencias desalentadoras…

De caracter bobo,tonto o tonta es igual,

todos somos iguales.

John Hay ResidenceJohn Hay Residence (Photo credit: Cornell University Library)

Español: esta artista es mi madre, y es uan de...Español: esta artista es mi madre, y es uan de las fotos mas recientes que tenemos para compartirla con todos (Photo credit: Wikipedia)

SÓLO QUEDA EL “ESTROTUGO” “O ESTO HAY!

Al que le curan en la calle,el que escupe a los okupas,con acierto,

y voto en su poder….Hecha la Tierra que hay que echar,

para hacer cemento y argamasa  de este planeta,

que debe soportar y soporta otros 5000 millones de años.

PECHOS O TESTÍCULOS DE BARRO

Una grafía llena de tierra y oro que,

se convierte en lodo,

de arcilla blanca,

que la hace todavía más rara o imposible,

si se mancha o puede tener vida…

Si la vida ya se sabe!…si por Ende se sabe.

Español: Grupo escultórico del Cristo de la Sa...Español: Grupo escultórico del Cristo de la Sangre. Es obra de Juan Gonzalez Moreno para el Paso Blanco de Huércal-Overa. Año 1967 (Photo credit: Wikipedia)

SI TRATO O NO TRATO

De desconsolados versos:

La gente reconoce mis  movimientos  de órbita y mente

privilegiada…en exceso o en defecto,

llego al punto angelical de niños de los pantanos,

de padres cazadores,

que siempre mantendrán,

el agua,nieve y lluvia,además de nieve y mucho frío…

….Cuando la sangre corre caliente en nuestro cuerpo,

en reposo,en la cama,cuando duermen en la noche,

del invierno,son degradaciones,

si es posible,confío en la temperatura corporal que,

mantenemos normalmente los humanos,y

nos hace dormir,con tantas ilusiones,

tantos pecados y deseos por resolver,tantos

sueños,enigmas tan difíciles incluso para el hombre…

llenos de esperanza como las estrellas,Sol y luna

lo más bello que nos ilumina el Universo.

7908495_xl1

RELATED ARTICLES
Anuncios

POEMAS SUELTOS 1.”LOS VERSOS SON LA MÚSICA DEL ALMA”.

POEMAS SUELTOS 1

“LA LECTURA ES EL VIAJE DE LOS QUE NO PUEDEN TOMAR EL TREN” (F. DE CROISSET)

220px-Francis_de_Croisset_01

RETRATO DE FRANCIS  DE CROISSET)

4e0c5b05090d52b087ee7a79c8faf6bb

3a8c2e4bfefc56c9541698de6865d0f0

6bebbae208de44d51335f4a155044e82

a3da8117a36ec88c8e8563c2b97e5016

http://www.amediavoz.com

Mujer desnuda

Nevó toda la noche
sobre el jardín de tu cuerpo;
mas todavía hay rosas
y botones abiertos.

Las dóciles hebras sutiles
de la última rama del árbol
caen como lluvias de oro
sobre la firme blancura de los tallos.

Violetas,
que se ocultan
en la hierba de tus pestañas;
apasionadas y profundas.

Hay dos rosas dormidas
con turbador ensueño
en las magnolias impasibles
de tus senos.

Y más oro
en los muslos,
porque pinta el sol la seda
de los musgos.

Y tus pies y tus manos,
menudas y largas raíces,
ahondan la tierra
temblorosa de amor de los jardines.

ENRIQUE GONZÁLEZ ROJO    ( México )

d67a96818b25a78c16c20402612fe8dc

                                                                                                                                                                                                                                                              CELOS ENTRE HERMANOS

Celos

Tengo celos de ti, por qué negarlo,
tengo celos de ti, celos rabiosos,
celos de la sonrisa de tu boca,
celos de las miradas de tus ojos,
cuando yo no te oigo… cómo hablas?
Cuando yo no te miro… cómo miras?
Cuando no estoy delante… cómo suenan
los raudos cascabeles de tu risa?

¿Tú sabes que en las miradas de los hombres
hay miradas impuras?
Que unas veces parecen que acarician
y otras parece que desnudan?
Cuando te envuelve una mirada de esas
y sientes que resbala por tu cuerpo
…Qué es lo que piensas?… Dí,
qué es lo que piensas?

Cuando tengo tu mano entre mis manos,
yo sé cómo tu carne se estremece,
cuando es otra la mano que te oprime,
qué es lo que sientes? Di,
que es lo que sientes?
Yo puedo adivinar qué pensamientos
laten en ti cuando de mí te acuerdas.
Cuando es de otro el recuerdo que te asalta,
qué es lo que sueñas?…Di,
qué es lo que sueñas?

Yo te he visto mil veces temblorosa
ante el fervor de mis ardientes frases,
con los divinos ojos entornados
y los húmedos labios anhelantes,
imbuida de amor desvanecida.

Cuando yo soy el amor, el que te habla,
si las palabras son las mismas…dime,
cómo te suenan de otros las palabras?
Tú juras que me has dado
tu corazón, tu cuerpo y tu cariño,
pero nunca sabré si tras tus ojos
se esconde un pensamiento que no es mío.

Y qué importa tu cariño entonces?
Qué vale la escultura de tu cuerpo
si son los pensamientos de tu alma
como villanos que arrebatara el viento?

PEDRO MATTA    (España, 1875 – 1976)

60677882f2a582f05fcf77bd77b8cb62

Como si fuera un rito…

Como si fuera un rito
dejé por las cubiertas
las ropas que oprimían
mi piel y mis deseos.

En la quietud serena,
oscura, de la noche
quedé desnudo y libre
en actitud de entrega.

Estrellas infinitas
gimieron en mis brazos
y yo gemí con ellas
sediento, enamorado.

Estuve como un dios,
minutos, tal vez horas,
desnudo y voluptuoso
engendrando galaxias.

Los cúmulos trajeron
la lluvia hasta mi pecho
que fue corriendo dulce
en brazos, vientre, sexo…

Desnudo fui tomando
el mundo que dejara
y fui de nuevo el hombre
de los cansados ojos
y las cansadas ansias.

ARIEL CANZANI        ( Argentina )

258c362a576992950f241e74fb4222cb

Como sombra ignorada

No tener un regazo que nos brinde, piadoso,
tras los rudos cansancios del humano fracaso,
la ilusoria certeza de un sereno reposo.
¡No tener un regazo!

No tener una estrella cuyos níveos fulgores
en el alma nos rimen la sonata más bella,
en la noche enlutada de los torvos dolores,
¡No tener una estrella!

No tener un perfume redentor del cautivo
corazón, que en las redes del pesar se consume,
con la amarga nostalgia del recuerdo más vivo,
¡No tener un perfume!

No tener una amada, melancólica y buena,
que nos cante, muy quedo, la canción ya olvidada
del amor, y que sepa suavizar nuestra pena…
¡No tener una amada!
Y estar lejos, muy lejos del edén florecido;
y seguir siendo triste, soñador, dolorido,
y pasar por la vida como sombra ignorada,
sin tener para el alma que triunfó del olvido,
¡ni regazo, ni estrella, ni perfume, ni amada!…

Pablo Abril de Vivero    ( Perú 1894-1987)

pregunta-11

                                                                                                                                                                                                                                           CONTEMPLACIÓN  FÍSICA DE LA MIRADA

07b6cf68e5bc1c7659ddd3b36fc8cee1

Contemplación

Me hallé mirando
tu desnudez mojada;
el agua por tu rostro,
el agua por tu pecho
intrépida bajaba.

Como si acaso fueras
por ella poseída
y un hálito indecible
me arrebatara vida.

Uní junto a la tuya,
mi desnudez ardiente;
el agua entonces fría,
acarició mi frente,

me acarició la carne
y el alma ardiente daba
consejos que a mis manos
fogosas ordenaba.

Vagué por tus perfiles,
vagaste por los míos,
sentimos deshacerse
nuestros profundos fríos.

Mientras que escurridiza
y cual testigo muda
el agua nos brindaba
su erotizante ayuda.

FRANCISCO ARGENTEO    (Colombia, 1962)

037a98cc2aa462e4a1ba0362b7fea3e4

Dame la mano, amor, que no podemos…

Dame la mano, amor, que no podemos
descansar todavía.
Tendrás que recorrer conmigo el tiempo;
mira cuánta distancia hasta la nieve,
cuántos copos de tierra
para olvidar los ojos del pasado
y encontrar el mañana
con un beso en la boca.

Ya sé que estás herido;
que te fatiga
atravesar la noche
y tienes miedo
de que, al final,
nos aguarde tan sólo la tristeza.

Ya sé que te rendiste
muchas veces al sol que deshidrata
todos los corazones;
pero yo te he salvado
trayendo un fresco arroyo hasta tus venas.

Si no puedes con todo
te llevaré en los brazos.
Has visto que soy fuerte
y que puedo arrasar todo el abismo.

Mataré los jaguares si se atreven
a acercarse a nosotros.
Antes de que emprendiéramos el viaje
cogí todas las armas
que tú me regalaste
y me mentalicé para la lucha.

Puedo con el desdén de las anémonas,
con la desilusión
de todos los reptiles,
con la envidia mortal del aguacero.

Apóyate en mi hombro.
A mí nada me agota,
ni siquiera la lluvia.

“De este largo viaje hacia la lluvia”

MARÍA LUISA MORA ALAMEDA        ( España, 1959 )

9b37987a441fc735c1a8fa1c7c8c040a

78002905e0fc15c1d845a7c4c5a73825
Related articles

“EL VERSO DE MACHADO ES INGENIOSO,ÁGIL Y EXPRESIVO.”

Edificio Uranga y Círculo de Prensa Rosario

Edificio Uranga y Círculo de Prensa Rosario (Photo credit: lu6fpj)

MANUEL MACHADO

6dee764e858c2133b11ea2f52fee10b7

SevillaSevilla (Photo credit: Werkmens)

El poeta Manuel Machado Ruiz nació en Sevilla, actual capital
de la comunidad autónoma de Andalucía(España), el 29 de
agosto del año 1874. Su padre (Antonio Machado Álvarez) era
un conocido folclorista sevillano de sobrenombre «Demófilo»
y su madre Ana Ruiz. Su hermano fue otro poeta de talla
similar y de trayectoria paralela: Antonio Machado. De su
padre heredó con creces el amor a lo auténtico del carácter
popular andaluz. También su infancia debió transcurrir en
un patio de Sevilla, en donde habría un alegre huerto con,
-al menos-, un limonero, en el seno del palacio de Las Dueñas,
en donde su padre trabajaba como administrador de la ilustre
casa ducal de Alba. Pero cuando Manuel tenía 9 años, Sevilla
se les había quedado pequeña y hubo que buscar fortuna en la
capital de España, que siempre acoge a todos con los brazos
abiertos. La familia se trasladó a Madrid y allí fue donde
desarrolló lo importante de sus estudios que llegaron hasta
la licenciatura de Filosofía y Letras. A partir de esos años,
la familia Machado volvería a Sevilla en muy escasas ocasiones
pero lo sevillano y lo andaluz siempre fue para él una
referencia viva, aunque distante, por la nostalgia y el amor
que derramaban sus padres hacia la tierra que les vio nacer.
En Madrid, el joven Manuel empieza a dar a conocer sus
primeras poesías. Con el transcurrir de los años, llegó a
ser director de la Hemeroteca y Museo Municipal. Creó varias
revistas literarias de escasa duración, y colaboró en
periódicos diarios de Europa y América. En el año 1938
-en plena guerra civil- fue designado para ocupar un sillón
en la Real Academia Española. Manuel y Antonio, dos poetas
hermanos que despuntaban en aquel Madrid de principios del
siglo XX, ambos llegaron a colaborar en la creación teatral,
siempre impregnada de situaciones que recordaban al típico
ambiente andaluz. La obra cumbre de la creación teatral de
los hermanos Machado, es sin duda, «La Lola se va a los Puertos»
de la cual se han hecho un par de versiones cinematográficas.
Otras obras teatrales en cooperación fraternal fueron «La duquesa
de Benamejí» ; «La prima Fernanda» ; «Juan de Mañara» ;
«Las adelfas» ; «El hombre que murió en la guerra» ; «Desdichas
de la fortuna o Julianillo Valcárcel». Después los dos hermanos
poetas se encaminan por senderos separados que les conducen,
hacia el final de sus vidas, a abrazar los dos diferentes bandos
en los que desembocó España por culpa de la guerra civil.
Manuel y Antonio, a pesar de recorrer caminos separados en la
creación poética, siempre conservaron un paralelismo en sus obras,
que cualquiera que las observe con algún detenimiento, descubrirá
en cada una de ellas, algunos retazos o matices que delatan la
fuente común de la que bebieron y vivieron…(…)

Fuente: http://www.los-poetas.com

Español: Los actores Irene López Heredia, Iren...
Español: Los actores Irene López Heredia, Irene Barroso y Mariano Asquerino en una escena del estreno de la obra de teatro La prima Fernanda, de Manuel y Antonio Machado (Photo credit: Wikipedia)

Español: Los actores Irene López Heredia, Irene Barroso y Mariano Asquerino en una escena del estreno de la obra de teatro La prima Fernanda, de Manuel y Antonio Machado (Photo credit: Wikipedia)

ADELFOS

Yo soy como las gentes que a mi tierra vinieron
-soy de la raza mora, vieja amiga del sol-,
que todo lo ganaron y todo lo perdieron.
Tengo el ama de nardo del árabe español.

Mi voluntad se ha muerto una noche de luna
en que era muy hermoso no pensar ni querer…
Mi ideal es tenderme, sin ilusión ninguna…
De cuando en cuando un beso y un nombre de mujer.

En mi alma, hermana de la tarde, no hay contornos…
y la rosa simbólica de mi única pasión
es una flor que nace en tierras ignoradas
y que no tiene aroma, ni forma, ni color.

Besos, ¡pero no darlos! Gloria… ¡la que me deben!
¡Que todo como un aura se venga para mí!
Que las olas me traigan y las olas me lleven
y que jamás me obliguen el camino a elegir.

¡Ambición!, no la tengo. ¡Amor!, no lo he sentido.
No ardí nunca en un fuego de fe ni gratitud.
Un vago afán de arte tuve… Ya lo he perdido
Ni el vicio me seduce, ni adoro la virtud.

De mi alta aristocracia dudar jamás se pudo.
No se ganan, se heredan elegancia y blasón…
Pero el lema de casa, el mote del escudo,
es una nube vaga que eclipsa un vano sol.

Nada os pido. Ni os amo ni os odio. Con dejarme
lo que hago por vosotros hacer podéis por mí…
¡Que la vida se tome la pena de matarme,
ya que yo no me tomo la pena de vivir!…

Mi voluntad se ha muerto una noche de luna
en que era muy hermoso no pensar ni querer…
De cuando en cuando un beso, sin ilusión ninguna.
¡El beso generoso que no he de devolver!

33470b86b3f0fdec03de3d429a7bbd58

VERANO

Frutales
cargados.
Dorados
trigales…

Cristales
ahumados.
Quemados
jarales…

Umbría
sequía,
solano…

Paleta
completa:
verano.

50e8f523e8e30e0fda3bcb7baaeb668c_l

OCASO

Era un suspiro lánguido y sonoro
la voz del mar aquella tarde… El día,
no queriendo morir, con garras de oro
de los acantilados se prendía.

Pero su seno el mar alzó potente,
y el sol, al fin, como en soberbio lecho,
hundió en las olas la dorada frente,
en una brasa cárdena deshecho.

Para mi pobre cuerpo dolorido,
para mi triste alma lacerada,
para mi yerto corazón herido,

para mi amarga vida fatigada…
¡el mar amado, el mar apetecido,
el mar, el mar, y no pensar nada…!

Manuel
Manuel (Photo credit: nicoventurelli)

Manuel (Photo credit: nicoventurelli)

LA COPLA

Hasta que el pueblo las canta,
las coplas, coplas no son,
y cuando las canta el pueblo,
ya nadie sabe el autor.

Tal es la gloria, Guillén,
de los que escriben cantares:
oír decir a la gente
que no los ha escrito nadie.

Procura tú que tus coplas
vayan al pueblo a parar,
aunque dejen de ser tuyas
para ser de los demás.

Que, al fundir el corazón
en el alma popular,
lo que se pierde de nombre
se gana de eternidad.

And_5

LAS MUJERES DE ROMERO DE TORRES

Rico pan de esta carne morena, moldeada
en un aire caricia de suspiro y aroma…
Sirena encantadora y amante fascinada,
los cuellos enarcados, de sierpe o de paloma…

Vuestros nombres, de menta y de ilusión sabemos:
Carmen, Lola, Rosario… Evocación del goce,
Adela… Las Mujeres que todos conocemos,
que todos conocemos ¡y nadie las conoce!

Naranjos, limoneros, jardines, olivares,
lujuria de la tierra, divina y sensüal,
que vigila la augusta presencia del ciprés.

En este fondo, esencia de flores y cantares,
os fijó para siempre el pincel inmortal
de nuestro inenarrable Leonardo cordobés.

Parque Nacional da Serra do ItajaíParque Nacional da Serra do Itajaí (Photo credit: Cristian Janke)

Crítica

Un mérito indiscutido de Manuel Machado es un labor como divulgador y renovador de los cantes flamencos, el «cante hondo». El conocimiento le venía de familia, pues su padre, Demófilo, había recopilado las letras anónimas de los cantes flamencos en su libro Cantes flamencos. Manuel Machado escribió poesías idóneas para el cante, utilizando coplasseguidillas, y soleares. Creó una nueva variante de soleá en la que el verso central tiene un número desproporcionado de sílabas (9, 10, 11, ó más sílabas), que bautizó como soleariyas. Cuando reproduce palabras típicas del dialecto andaluz, las marca utilizando la letra cursiva.

Fuente: http://es.wikipedia.org

También escribió romances octosílabos, cuartetos, serventesios y sonetos. Renovó estos últimos utilizando una variante que utiliza versos de arte menor (el sonetillo), generalmente octosílabos, pero en algún caso trisílabos (en el sonetillo titulado «Verano»).

El verso de Machado es ingenioso, ágil y expresivo, con huellas del parnasianismo y los poetas malditos franceses. Sus influencias más marcadas son Verlaine y Rubén Darío, que le distinguió con su amistad y aprecio.

English: Antonio Machado Avenue, Benalmádena.
English: Antonio Machado Avenue, Benalmádena. (Photo credit: Wikipedia)

English: Antonio Machado Avenue, Benalmádena. (Photo credit: Wikipedia)

RELATED ARTICLES
Español: Clase magistral de Paco Valladares en...
Español: Clase magistral de Paco Valladares en la Escuela de Teatro de los cursos de verano de la Universidad Internacional de Andalucía (sede Antonio Machado de Baeza). (Photo credit: Wikipedia)

Español: Clase magistral de Paco Valladares en la Escuela de Teatro de los cursos de verano de la Universidad Internacional de Andalucía (sede Antonio Machado de Baeza). (Photo credit: Wikipedia)

ANTONIO MACHADO Y “EL MODERNISMO”

Antonio Machado y el Modernismo

b7eda0fea2d03cb9c2865c989389909a

Antonio Machado Ruiz (Sevilla26 de julio de 1875 – Colliure22 de febrero de 1939) fue un poeta español, miembro tardío de la Generación del 98 y uno de sus miembros más representativos. Su obra inicial suele inscribirse en el movimiento literario denominado Modernismo.

FUENTE: http://es.wikipedia.org

00dc0f9976085334d6f87412c58044e0

Antonio Machado nació el 26 de julio de 1875 en Sevilla. Fue el segundo de cinco hermanos de una familia liberal; el mayor de ellos, Manuel, trabajó junto a Antonio en varias obras. Su padre, Antonio Machado Álvarez «Demófilo», amigo de Joaquín Costa y de Francisco Giner de los Ríos, publicó numerosos estudios sobre el folclore andaluz y gallego. Su abuelo,Antonio Machado Núñez, era médico y profesor de Ciencias Naturales.

 

Palacio de las Dueñas, en una de cuyas viviendas nació, en 1875, Antonio Machado.

2a1220304340892605ad586052fff1f0

En 1883, su abuelo fue nombrado profesor de la Universidad Central de Madrid y toda la familia se traslada con él a dicha ciudad. Antonio Machado completa entonces su formación en la célebre Institución Libre de Enseñanza, fundada por Francisco Giner de los Ríos.

En 1889 empieza sus estudios de bachillerato, primero en el instituto San Isidro y después en Cardenal Cisneros. Es en esa época cuando se aficiona al teatro junto a su hermano, y comienza a asistir a tertulias. Machado interrumpe varias veces sus estudios, afectado por los problemas económicos de su familia tras la muerte de su padre por tuberculosis en 1893 y su abuelo, tres años más tarde. El influjo familiar y su centro de estudios marcaron su camino intelectual. Por aquella época, conoce a Valle-Inclán en una tertulia. Trabaja en la parte de los verbos, en elDiccionario de ideas afines.

6b0ba7d354ad1eb16db1e206fdaa804f

En 1899, Antonio Machado viaja a París, donde vive su hermano el poeta Manuel, con quien en lo sucesivo emprenderá una carrera conjunta de autores dramáticos, y trabaja de traductor para la Editorial Garnier. Allí entrará en contacto con, por ejemplo, Oscar Wilde y Pío Baroja y asiste a las clases del filósofo Henri Bergson, que le impresionan profundamente. Vuelve a España y trabaja de actor mientras alcanza el título de bachiller.

9ca5bd1f8425f36e3a5726dea0029104

En 1902 vuelve a París y conoce a Rubén Darío. De vuelta a Madrid entabla amistad con Juan Ramón Jiménez y publica Soledades (1903).

En 1907 publica Soledades, Galerías y Otros poemas, una versión ampliada de Soledades, y gana las oposiciones al puesto de catedrático de francés. Elige la vacante del instituto deSoria, donde entabla amistad con Vicente García de Diego que era catedrático de latín y griego del mismo instituto. Conoce a Leonor Izquierdo, que trabajaba en casa de Vicente García de Diego, con la que se casará dos años después; teniendo ella 15 y él 34 años.

781429a2df2250db6c2e4c89c30ca216

En 1911 viajará a París al conseguir una beca para ampliar sus estudios.

Leonor cae enferma de tuberculosis y muere en 1912, lo que sume a Machado en una gran depresión y éste solicita su traslado a Baeza (Jaén), donde vivirá con su madre dedicado a la enseñanza y al estudio.

FUENTE DE LOS VERSOS: http://www.los-poetas.com

72eec5d1fb0b0553cdb127e0f4d3b4ad

HE ANDADO MUCHOS CAMINOS

He andado muchos caminos,
he abierto muchas veredas,
he navegado en cien mares
y atracado en cien riberas.

En todas partes he visto
caravanas de tristeza,
soberbios y melancòlicos
borrachos de sombra negra,

y pedantones al paño
que miran, callan y piensan
que saben, porque no beben
el vino de las tabernas.

Mala gente que camina
y va apestando la tierra…

Y en todas partes he visto
gentes que danzan o juegan
cuando pueden, y laboran
sus cuatro palmos de tierra.

Nunca, si llegan a un sitio,
preguntan adònde llegan.
Cuando caminan, cabalgan
a lomos de mula vieja,

y no conocen la prisa
ni aun en los días de fiesta.
Donde hay vino, beben vino;
donde no hay vino, agua fresca

Son buenas gentes que viven,
laboran, pasan y sueñan,
y en un día como tantos
descansan bajo la tierra.

RECUERDO INFANTIL

Una tarde parda y fría
de invierno. Los colegiales
estudian. Monotonía
de lluvia tras los cristales.

Es la clase. En un cartel
se representa a Caín
fugitivo, y muerto Abel,
junto a una mancha carmín.

Con timbre sonoro y hueco
truena el maestro, un anciano
mal vestido, enjuto y seco,
que lleva un libro en la mano.

Y todo un coro infantil
va cantando la lecciòn:
mil veces ciento, cien mil;
mil veces mil, un millòn.

Una tarde parda y fría
de invierno. Los colegiales
estudian. Monotonía
de la lluvia en los cristales.

EL LIMONERO LÁNGUIDO SUSPENDE

El limonero lánguido suspende
una pálida rama polvorienta
sobre el encanto de la fuente limpia,
y allá en el fondo sueñan
los frutos de oro…
Es una trade clara,
casi de primavera;
tibia tarde de marzo,
que al hálito de abril cercano lleva;
y estoy solo, en el patio silencioso,
buscando una ilusiòn cándida y vieja:
alguna sombra sobre el blanco muro,
algún recuerdo, en el pretil de piedra
de la fuente dormido, o, en el aire,
algún vagar de túnica ligera.

En el ambiente de la tarde flota
ese aroma de ausencia
que dice al alma luminosa: nunca,
y al corazòn: espera.

Ese aroma que evoca los fantasmas
de las fragancias vírgenes y muertas.

Sí, te recuerdo, tarde alegre y clara,
casi de primavera,
tarde sin flores, cuando me traías
el buen perfume de la hierbabuena,
y de la buena albahaca,
que tenía mi madre en sus macetas.

Que tú me viste hundir mis manos puras
en el agua serena,
para alcanzar los frutos encantados
que hoy en el fondo de la fuente sueñan…

Sí, te conozco, tarde alegre y clara,
casi de primavera.

YO ESCUCHO LOS CANTOS

Yo escucho los cantos
de viejas cadencias,
que los niños cantan
cuando en corro juegan,
y vierten en coro
sus almas que sueñan,
cual vierten sus aguas
las fuentes de piedra:
con monotonías
de risas eternas,
que no son alegres;
con lágrimas viejas,
que no son amargas,
y dicen tristezas,
tristezas de amores
de antiguas leyendas.

En los labios niños,
las canciones llevan
confusa la historia
y clara la pena;
como clara el agua
lleva su conseja
de viejos amores,
que nunca se cuentan.

Jugando, a la sombra
de una plaza vieja,
los niños cantaban…

La fuente de piedra
vertía su eterno
cristal de leyenda.

Cantaban los niños
canciones ingenuas
de un algo que pasa
y que nunca llega:
la historia confusa
y clara la pena.

Seguía su cuento
la fuente serena.
Borrada la historia,
contaba la pena.

ORILLAS DEL DUERO

Se ha asomado una cígüeña a lo alto del campanario.
Girando en torno a la torre y al caseròn solitarío;
ya las golondrinas chillan. Pasaron del blanco invierno,
de nevascas y ventiscas los crudos soplos de infierno.
Es una tibia mañana.
El sol calienta un poquito la pobre tierra soriana.

Pasados los verdes pinos,
casi azules, primavera
se ve brotar en los finos
chopos de la carretera
y del río. El Duero corre, terso y mudo, mansamente.
El campo parece, más que joven, adolescente.

Entre las hierbas, alguna humilde flor ha nacido,
azul o blanca. ¡Belleza del campo apenas florido,
y mística primavera!

¡Chopos del camino blanco, álamos de la ribera,
espuma de la montaña
ante la azul lejanía;
sol del día, claro día!
¡Hermosa tierra de España!

YO VOY SOÑANDO CAMINOS

Yo voy soñando caminos
de la tarde. ¡Las colinas
doradas, los verdes pinos,
las polvorientas encinas! …
¿Adònde el camino irá?
Yo voy cantando, viajero
a lo largo del sendero…
—La tarde cayendo está—.
«En el corazòn tenía
la espina de una pasiòn;
logré arrancármela un día,
ya no siento el corazòn.»

Y todo el campo un momento
se queda, mudo y sombrío,
meditando. Suena el viento
en los álamos del río.

La tarde más se oscurece;
y el camino que serpea
y débilmente blanquea
se enturbia y desaparece.

Mi cantar vuelve a plañir:
«Aguda espina dorada,
quién te pudiera sentir
en el corazòn clavada.»

cb8f643150dc91efc33c675c91b82c03

RELATED ARTICLES

S.XX-OTROS DEL S.XX-AGUSTÍN GARCÍA CALVO:LXXIX,1983

Nueva carpeta

AGUSTÍN GARCÍA CALVOAgustín García Calvo (Zamora15 de octubre de 1926 – Ibídem1 de noviembre de 2012)1 fue un gramáticopoetadramaturgoensayistatraductor y filósofo español.

200px-Agustin_Garcia_Calvo

Cádiz drago de Bellas ArtesCádiz drago de Bellas Artes (Photo credit: Wikipedia) 

POEMA

Cuando un ensueño, roto al alba, nos deja
Con la palabra entre los labios brumosos
vacía y con la mano en vano gesto perdida,
que iba a apuñarlos unos dóciles pechos
o a acariciar la dulce oreja, tan sorda
que ya ni está siquiera, y que nos quedamos
con personajes conversando que apenas
podemos ya seguir en ellos creyendo,
y el tibio caos de almohadas y sábanas
los va borrando del mosaico florido
los mil colores de cilindros y prismas
de los pequeños arquitectos, y todo
se anega en esta fe de la alta mañana,
hasta ese último sensitivo topacio
del ojo izquierdo de la blanca y hermana
perdida y doble que brillaba en un guiño
de inteligencia, y lentamente se empieza a
reconocer que sí, que nadie, que lejos
están, que a más de quinientas leguas

Español: Escudo municipal de Abadiño (Vizcaya)...
Español: Escudo municipal de Abadiño (Vizcaya):Cortinado: 1º, en campo de plata, una tau de azur, sobre una caldera de sable y una venera de su color; 2º, en campo de plata, un árbol de sinople, arraigado, y un lobo de sable pasante al pie del tronco, rodeado el árbol de doce chuzos de su color; 3º, en campo de azur, unos montes de sinople, con una iglesia y un puente, de su color, y bajo el puente ondas de agua de azur y plata.http://www.bizkaia.net/udalnet (Photo credit: Wikipedia)

Español: Escudo municipal de Abadiño (Vizcaya):Cortinado: 1º, en campo de plata, una tau de azur, sobre una caldera de sable y una venera de su color; 2º, en campo de plata, un árbol de sinople, arraigado, y un lobo de sable pasante al pie del tronco, rodeado el árbol de doce chuzos de su color; 3º, en campo de azur, unos montes de sinople, con una iglesia y un puente, de su color, y bajo el puente ondas de agua de azur y plata.http://www.bizkaia.net/udalnet(Photo credit: Wikipedia)

Español: Escudo municipal de Abadiño (Vizcaya):Cortinado: 1º, en campo de plata, una tau de azur, sobre una caldera de sable y una venera de su color; 2º, en campo de plata, un árbol de sinople, arraigado, y un lobo de sable pasante al pie del tronco, rodeado el árbol de doce chuzos de su color; 3º, en campo de azur, unos montes de sinople, con una iglesia y un puente, de su color, y bajo el puente ondas de agua de azur y plata.http://www.bizkaia.net/udalnet(Photo credit: Wikipedia)

Español: Escudo municipal de Abadiño (Vizcaya):Cortinado: 1º, en campo de plata, una tau de azur, sobre una caldera de sable y una venera de su color; 2º, en campo de plata, un árbol de sinople, arraigado, y un lobo de sable pasante al pie del tronco, rodeado el árbol de doce chuzos de su color; 3º, en campo de azur, unos montes de sinople, con una iglesia y un puente, de su color, y bajo el puente ondas de agua de azur y plata.http://www.bizkaia.net/udalnet (Photo credit: Wikipedia)

de aire, y más aún, que ni aun sabemos
que fueran ellas (pues, ¿de dónde la blusa
de seda y algas desvahida?, pues ¿cuándo
en sus mejillas esa veta dorada?)
o si eran otras, y alguien en el ensueño
dijo «Pero a tus quince años», y ahora,
al ir contando con los dedos dormidos
sobre la verga tiesa, puede que sean
lo menos veinticinco, y cuando del todo
al sol los ojos descorramos de lágrimas,
ya nuestra hermana cumplirá treintaycuatro,
entonces uno bien querría… los hay
que se incorporan y se lavan los sueños
con agua y con jabón de ducha y toalla
y al punto por los túneles del trabajo
se meten; otros hay que, llenos de alma,
como una encinta a quien trajera su vómito
cada mañana, de una vez se levantan
para acabar con tanta espera y, los ojos
vueltos adentro, arrojan a medio día
allá por fin por la ventana su cuerpo
hacia el menudo tráfico y a las rápidas
cucarachitas de colores; algunos
también acaso al despertarse recuerdan
que tienen una cita para las cuatro
con su conquista bien real y morena
en la terraza de `La Bola de Oro´,
y así con eso de un tirón se levantan
y en camiseta a rasurarse briosos
se ponen con la espuma de la mañana
y trinan y gorjean y ante el espejo
las bolsas de los párpados se arremangan;
pero yo al menos bien querría que en cambio
mi desesperación como un árbol fuera,
un árbol grande, fuera como un gran árbol.
Así es que, cuando en pie me pongo, sin nada
sobre la piel, sin nada dentro del pecho
y alzo los brazos con las palmas abiertas
hasta tocar el cielo alegre de Mayo
en esa barra en cruz de la claraboya,
y de las tablas polvorientas del suelo
de la buhardilla trepa plantas arriba
la desesperación y fluye brazos abajo
por los sobacos y las piernas enhiestas…
ya, ya se siente, sus raices hundiendo,
que en la madera y el cemento se hinca,
y va rompiendo por tabiques y techos
con los raigones ansiosa de tierra
hasta que allá a través de los siete pisos
mi desesperación en la húmeda sombra
y en la fecunda pudrición de los sótanos
y las cloacas sigue hundiéndose; y mientras
hacia el infierno va enterrándose, en tanto
desde las puntas de los dedos arriba
ya, ya ha arrojado mil retoños y ramos
que se retuercen, y como higuera loca,
creciendo de su misma hambre de cielo,
por los desvanes y las vigas penetra
leñosa mi desesperación y con lentos
crujidos combas las quebranta las tejas
calientes y por los desiertos caminos
del aire avanza, echando a diestra y siniestra
sobre las calles y los ríos abajo
ramas que al punto en yemas gualda revientann
que en verdes ramas se enderezan al punto,
y ya las nubes pasajeras empiezan
a acostumbrarse, desflecándose un poco,
a aposentarse allá en sus últimas hojas.
así va a ser o por semejante modo

English: Edificio Arriba (building) at 272 Pas...English: Edificio Arriba (building) at 272 Paseo de la Castellana (avenue) in Madrid (Spain). Former headquarters of Arriba newspaper. Projected by Francisco de Asís Cabrero (1912–2005) and built in 1962. Español: Edificio Arriba, en el nº 272 del Paseo de la Castellana de Madrid (España). Antigua sede del diario Arriba. Proyectado por Francisco de Asís Cabrero (1912–2005) y construido en 1962. (Photo credit: Wikipedia) 

mi desesperación: por más que ni sepa
lo que ha de ser, habrá de ser como un árbol
y grande: nadie le pregunte la raza
ni el nombre propio, ni si va a ser un pino
que críe rosas ni si una morera
temblante de la blanca fiebre del álamo
ni si castaño ni si cedro deIndias
o si olmo negro o roble o sándalo o fresno
padre de hadas: pues que todos a una
será y al mismo tiempo será ninguno;
más será un árbol grande, más que las casas
más altas, alto más que en tarde de otoño
la luna pálida: en mitad de la plaza
del pueblo devastada sube sin tino,
dudando en cada tramo de su corteza, mas desesperanzadamente derecho,
y ahí está: las ramas bajas antiguas
se tenderán sobre las calles y campos
y darán sombra a las espigadoras
bajo el estío y en otoño a los bancos
mantas de hojas amarillas y tiernas
donde piojosos duerman los vagabundos;
en tanto, arriba todo el año las ramas
tan verdes estarán rendidas de frutos,
unos canosos de pelusa violeta,
otros heridos en almíbar y oro,
otros riendo a boca roja rachada,
algunos como de esmeralda en racimos
y también otros como nueces de lluvia, pero que todos los irá verdaderos
el árbol inventando, al paso y medida
que cada boca acierte el nombre granado
del fruto; y entre tanto, arriba, oreosas,
las frondas estarán cargadas de pájaros, los unos gorjeando como de plata
arroyos de la tarde, y otros silbando
como la aurora entre las rocas marinas,
y otros piando como espigas de grano

IMG_1727IMG_1727 (Photo credit: Carlos A. Hernandez) 

de melodía, y zureando de siestas
roncas de amor, y punteando los ecos
del tiempo sin reloj, y mismo a las hojas
haciéndoles trinar, y mismo a los vientos
enhechizados enseñándoles sólfa
de arruyos; y aún el mismo árbol alado
creciendo sigue de la música sola
hacia el Océano desbordado del cielo
ya limpio de tiranos y nada nunca
escrito; y sin embargo, en tanto, a lo hondo,
en las entrañas de las minas pozos
a los enanos que labran
la oscuridad en mil rubíes y en ópalos
y cuya vida son extrañas industrias,
telares de seda de los gorgojos
de luz, imprentas de blasfemias miniadas
con zumo de verbena y de leche del piojo
de púrpura, y las tintineantes fraguas
del oro rojo —verde por siempre el oro,
que nunca puede madurar en moneda—,
y a sus ferrocarriles de humo de sueño,
que ajetreados van llevando semilla
de niños huérfanos y amapolas por todos
los recovecos de la tierra preñada,
también gozoso sin cesar tunelillos
les iba abriendo con sus raíces blancas
el árbol grande; pero aún sin embargo
será mejor: pues en mitad de la plaza
del pueblo, joven de mil miles de años
—cada año más deshilachadas sus horas—,
el árbol seguirá abrigando de fresco
la gente en desconocimiento florida:
bajo sus ramas montaran unos toldos
de seda, en donde venderán naranjada
por besos y piñones por aún menos;
y alrededor ensamblarán unas mesas
muy largas con entalladuras de oro
y enguirnaldadas de arrayán, para fiesta
de convidados forasteros que acaso
con hambre lleguen; por vïales de grava
bajo su sombra se vendran paseando
gentiles pares en pelusa de barba,
risueñamente conversando de asuntos
de desgobierno; al pie del tronco, sentadas
en tantas muescas que abre el árbol en torno,
peinándose ellas con marfiles y platas
las mil diversas cabelleras y rizos
y bucles y melenas lasas y crenchas
o candeales o de bárbaro fuego
o bien endrinas o de oro pesadas,
aquellas todas que entre calles y ruido
cruzaban por los ojos sembrando guerra
con su sinnúmera andadura, y pasaron
de largo: todas mansas, juntas, ahora
reclinan contra el tronco los blancos hombros
inagotables y en las ramas se dejan
perderse en un común recuerdo los ojos
de inteligencia sonrientes; en una
plazoletilla de sol que hay bajo el árbol
también habrá como un templete de tablas
armado, en donde con timbales y cuernos
van recitando su papel cuatro máscaras
vestidas de oropel y grana en harapos,
mientras por las verdeantes lagunas
barquillas con faroles entre los juncos
se van durmiendo a la coral de las ranas,
sembrando de bengalas y fuegos fatuos
las aguas bajo el árbol; otros a rastras
por las veredas y la yerba y los huecos
del tronco buscarán desnudos algunas
simientes raras que de lo alto llovieron,
menudas letras griegas de plata alada,
con las que luego componer unos libros
hermosos sin sentido; y desde las ramas
más gruesas él también dejará que muchos
columpios cuelguen y a sus lánguidas cuerdas
asidos cacen mariposas o vértigos
de sol o luna; y en sus tiernas cortezas
él dejará también, el árbol antiguo,
que con la punta de navajas de nácar
se graben los nombres de los vanos amores
de los enamorados sin esperanza.

De Canciones y soliloquios, 1983

 

Sala Capitular.Sala Capitular. (Photo credit: Wikipedia)
Related articles

CINCO POEMAS DE MANUEL ALTOLAGUIRRE

 

 

 

MANUEL ALTOLAGUIRRE

 

Español: Retrato de Zenobia Camprubí Aymar, es...
Español: Retrato de Zenobia Camprubí Aymar, escritora español, realizado por Joaquín Sorolla. Óleo sobre lienzo, 66 x 58 cm. Sala Zenobia y Juan Ramón Jiménez, Universidad de Puerto Rico. (Photo credit: Wikipedia)

Español: Retrato de Zenobia Camprubí Aymar, escritora español, realizado por Joaquín Sorolla. Óleo sobre lienzo, 66 x 58 cm. Sala Zenobia y Juan Ramón Jiménez, Universidad de Puerto Rico. (Photo credit: Wikipedia)

 

 

 

BIOGRAFÍA Y OBRA DE MANUEL ALTOLAGUIRRE BOLÍN. (1905-1959)

 

Belén Vicente Aleixandre, MóstolesBelén Vicente Aleixandre, Móstoles (Photo credit: portaldelsures)

 

En el Limonar Alto, entonces zona de montes de olivos y casas con jardines, en la ciudad que Aleixandre llamó «del Paraíso», vino al mundo, el 29 de junio de 1905, MANUEL ALTOLAGUIRRE BOLÍN, hijo del escritor festivo Manuel Altolaguirre Álvarez.

 

Se educó en el colegio de los Jesuitas en Miraflores de El Palo (Málaga) y estudió Derecho en Málaga y Granada, pero ejercerá durante poco tiempo como abogado.

 

Vista de la Casa Natal de Juan Ramón Jiménez. ...
Vista de la Casa Natal de Juan Ramón Jiménez. Actual museo. Moguer (Photo credit: Wikipedia)

Vista de la Casa Natal de Juan Ramón Jiménez. Actual museo. Moguer (Photo credit: Wikipedia)

 

Hombre incansable, contaba que su amor por la imprenta nació cuando siendo un niño escribió unos versos para su madre. Fue a leérselos primero a la criada que casualmente tenía un novio tipógrafo. La muchacha pensó que valía la pena imprimirlo. Verlo así fue decisivo en la vocación de Altolaguirre. Se convirtió en un artesano magistral que disfrutaba entre cajas y planchas, tanto que puede calificársele, sin duda, de artista de la imprenta.

 

Sensible e impresionable, de inquietud constante, tenía 19 años cuando, junto con José María Souviron y Emilio Prados, también malagueños, fundó la revista «Ambos». No sería lo único que Málaga le inspiró. La imprenta «Sur» creada con Prados y Álvaro Disdier y «Litoral», fundada en 1924 con Prados y José María Hinojosa, dan fe de ello. Fue en esta revista donde Altolaguirre publicó su primer libro, Las islas invitadas, páginas las de esta publicación que acogieron los primeros poemas de amigos como Federico G. LorcaRafael AlbertiLuis Cernuda, Perdro Salinas… Siempre pensó que «Litoral» aglutinó a la que sería conocida como «Generación del 27». También aquí publicó a Juan Ramón JiménezVicente AleixandreGerardo Diego o Jorge Guillén.

 

Andalusian poet Rafael Alberti in Madrid, Spain.
Andalusian poet Rafael Alberti in Madrid, Spain. (Photo credit: Wikipedia)

Andalusian poet Rafael Alberti in Madrid, Spain. (Photo credit: Wikipedia)

 

English: Signature of Juan Ramón Jiménez, Span...
English: Signature of Juan Ramón Jiménez, Spanish writer. Español: Firma de Juan Ramón Jiménez, escritor español. (Photo credit: Wikipedia)

English: Signature of Juan Ramón Jiménez, Spanish writer. Español: Firma de Juan Ramón Jiménez, escritor español. (Photo credit: Wikipedia)

 

Estoy perdido

 

Profeta de mis fines no dudaba
del mundo que pintó mi fantasía
en los grandes desiertos invisibles.

 

Reconcentrado y penetrante, solo,
mudo, predestinado, esclarecido,
mi aislamiento profundo, mi hondo centro,
mi sueño errante y soledad hundida,
se dilataban por lo inexistente,
hasta que vacilé cuando la duda
oscureció por dentro mi ceguera.

 

Un tacto oscuro entre mi ser y el mundo,
entre las dos tinieblas, definía
una ignorada juventud ardiente.
Encuéntrame en la noche. Estoy perdido.

 

 

La nube

 

Oh libertad errante, soñadora,
desnuda de verdor, libre de venas,
arboleda del mar, errante nube;
si en lluvia el desengaño te convierte,
la forma de mi copa podrá darte
una pequeña sensación de cielo.

 

Vuelve a la tierra, oh mar, vuelve a la vida,
a las cadenas de los largos ríos,
a las prisiones de los hondos lagos;
vuelve afiliada a penetrar mil veces
angostos laberintos vegetales.

 

¡Oh libertad, tus puertas son heridas!
No las quieras abrir, sigue encerrada
en la sedienta piel o te sostenga
el inclinado cauce del torrente.

 

Todo sueño que es nube se deshace.
Vuelva a brillar el sol, pues la blancura
de esa ilusión de libertad celeste
es tan sólo una sombra hecha jirones.

 

No sueñe más el agua, y tenga vida
en la savia o la sangre, tenga sólo
en mí su libertad, libre en mis lágrimas.

 

Español: Vicente Aleixandre, escritor español
Español: Vicente Aleixandre, escritor español (Photo credit: Wikipedia)

Español: Vicente Aleixandre, escritor español (Photo credit: Wikipedia)

 

Abandono

 

¡Qué dulce dolor de ancla
en el corazón sentías!
Tu corazón reteniendo,
duro coral, mi partida.

 

Ahogada en amor, tu amor
como un mar me sostenía.
Altos vientos me empujaron
solitario a la deriva.

 

Si mi nave se fue lejos
más profunda quedó hundida
tu dura rama de sangre,
rota el ancla de mi vida.

 

Solo, entre las grises nubes
que mis sienes acarician,
sin ti voy por entre nieblas
recordando tu agonía.

 

Emilio del Prado's "curling the rizo"...Emilio del Prado’s “curling the rizo” modified using The GIMP (Photo credit: jason_froebe)

 

Las sendas que me obligo a recorrer por ti…

 

Las sendas que me obligo
a recorrer por ti,
no las borra la vida,
y en vez de flores, una venda,
dura como una máscara,
va dividiendo el campo.
Quisiera haber nacido junto a ti,
vivir de rama en rama, sin caminos,
pero veo la distancia, el no alcanzarte
y peregrina el corazón pisando rosas
y llega al tuyo cuando sueña
dentro de una ciudad donde aplastado
quedó el verdor, la risa, las colmenas.
En ellas se enredaron los caminos
y la tierra ofendida quedamente
lanza leves suspiros, sus jardines;
sus torres que desprecios a la brisa
hacen inmóviles
voces de bronce dan
para anunciar las nuevas tumbas.
Yo sé por qué la tierra enfurecida
a veces tiembla y rompe las ciudades:
alguien responde al llanto de las yerbas
que no pueden nacer bajo las losas.
Las pisadas del hombre van dejando
su estéril huella, firme que divide
con una seca herida el prado verde
y más endurecido y seco implora
sostén a sus pisadas, que se calle
el color, que no pronuncie
en tallos de alegría
su gesto el campo;
mas impasible quiere su dominio,
con mármol sueña lapidar llanuras.
No así mi amor, tu mundo, otro planeta,
la flor intacta con ocultos ríos:
por sus venas iré sin ser notado,
soy de tu corazón dócil corriente.

 

 

Contigo

 

No estás tan sola sin mí.
Mi soledad te acompaña.
Yo desterrado, tú ausente.
¿Quién de los dos tiene patria?

 

Nos une el cielo y el mar.
El pensamiento y las lágrimas.
Islas y nubes de olvido
a ti y a mí nos separan.

 

¿Mi luz aleja tu noche?
¿Tu noche apaga mis ansias?
¿Tu voz penetra en mi muerte?
¿Mi muerte se fue y te alcanza?

 

En mis labios los recuerdos.
En tus ojos la esperanza.
No estoy tan solo sin ti.
Tu soledad me acompaña.

 

Mi fe (Manuel Altolaguirre)

 

Related articles